Fehmarn Insel (I): 23.07.2004

He estado revisando entre mis notas y he encontrado trozos de algo que empecé a escribir pero que no está terminado en una libreta.

La libreta tiene su historia, la compré el 22 de julio de 2004, el día antes de ir a Alemania, eran sobre las cinco de la tarde; me acuerdo como si fuera ahora mismo salí de la papelería y a unos pocos metros fui a una tienda de numismática para comprar unas fundas para monedas (ya que supuestamente iba a ir a Dinamarca).

Y entonces recibí la llamada más surrealista de mi vida:

–¿Carlos, ya llegaste?
–A donde muchacho
–¡A Hamburg!

Johann me había ido a buscar al aeropuerto un día antes de ir a Hamburgo,a pesar de haber avisado por email que era el día 23, y la verdad es que no le quedaba nada cerca (casi a 300 kilómetros)

Pero esta entrada es sobre el 23 de julio…

Me quedaba con mi madre en un hotel en una calle paralela a la plaza de cataluña, por detrás del Hard Rock y antes de llegar a puerta de ángel, el hotel no era gran cosa pero era céntrico a más no poder.

Cogimos las maletas y nos subimos al aerobus de la plaza cataluña, llegamos al Prat y yo facturé para Hamburg y mi madre para volver a Tenerife; pero a mi me quedaban seis horas hasta coger el vuelo y decidí volver al centro de Barcelona para darme una última vuelta por las tiendas de Arc de Triomf en las que llené un par de bolsas con comics.

Tomé el cercanías para volver al aeropuerto de Barajas y cual fue mi doble mala pata que para empezar perdí el ticket (ya no me acuerdo por cual fue el motivo de ese hecho) y me monté en la línea 2 equivocada para acabar en Hospitalet, la verdad es que no sé como me colé fuera porque había que pasar ticket… pero recuerdo que pase detrás de uno y salí corriendo a coger un taxi ya que estaba a punto de perder el vuelo.

El termómetro del taxi marcaba treinta y ocho grados centígrados más la humedad que reinaba en la ciudad condal. Me acuerdo que el taxista había estado de vacaciones meses antes en Lanzarote y que la carrera fueron catorce euros.

Pasé el control de seguridad con cuatro botellas de Ron Arehucas escondidas dentro de una caja de Playstation, la sonrisa del señor del control de seguridad cuando pasé el control tampoco se me borrará de la cabeza debía estar pensando “Menuda mierda te vas a pillar con eso chavalote”.

Volé con Lufthansa, las azafatas hablaban en alemán, inglés y español (malamente, pero lo hablaban) y me echaron de comer gratis.
De ese vuelo tengo una imagen grabada en mi mente de ver el Danubio desde el aire que me parecía algo gigantesco (algún espero poder verlo desde tierra).

Aterrizamos en Hamburg y la verdad es que hacía un frío digno de recordar, en apenas dos horas y media pasé de los treinta y ocho grados de la ciudad condal a los TRECE de Hamburg.

Tras recoger las maletas estuve buscando a Johann por medio aeropuerto ya que no me respondía al móvil; después de preguntar en el mostrador de información con mi inglés troglodita como llegar a la estación de trenes y mientras me daba cinco minutos más para encontrarme a mi amigo allí estaba; fuimos al coche y salimos camino de la isla de Fehmarn.

La verdad que los primeros cinco minutos me acojone (vaya que me cague por la pata para abajo) cuando veía a los coches que nos pasaban como tiros yendo nosotros a doscientos kilómetros por hora, pero en unos minutos te acostumbras; eso de ir a esas velocidades por la carretera la verdad es que impone respeto.

A mitad de camino hicimos una parada en el Mediamarkt de Lübeck, nunca había estado en un establecimiento de esta cadena no habían en Canarias, (bueno en Siete Palmas en Gran Canaria) me compré dos tarrinas de 50 CDS de Verbatim a 10 € cada una (que era un gran precio para aquella época).

Estuve revisando la sección de DVDS y sólo los de Paramount tenían pista en castellano, pero el 90% del catalogo alemán tenía pista en turco o subtítulos (después me explicaron porque). Estuvimos en un Burger King y seguimos de camino a la pequeña isla de Fehmarn.

Su puente me impresionó, pensar que unas decadas atrás tenía que llegar todo a la isla en barcazas…

Prometo continuar con la historia de este viaje del que apenas hay fotos (no me acuerdo porque) pero espero que Flickr me pueda suplir de ellas.

Este es el puente de Fehmarn:

bridge

Foto de photomachina

2 Respuestas a “Fehmarn Insel (I): 23.07.2004

  1. Ños, eres mi ídolo, como el Miguel de la Quadra Salcedo palmero XD

    Oye, ¿hay algo que no te haya pasado mientras viajas? :D

  2. Pues tendría que revisar mis notas (hay material para 4 posts más sobre mis diez días en esa isla)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s